21 junio 2024

MSC Cruceros marca su compromiso a largo plazo con la sostenibilidad

MSC Cruceros compromiso sostenibilidad

MSC Cruceros, una división del Grupo MSC, ha lanzado una nueva campaña de marca global llamada «Descubre el futuro de los cruceros», que se implementará en más de 30 países a través de una campaña de marketing global multicanal que incluye TV, fuera de casa, medios impresos, digitales y redes sociales. Con ello, MSC Cruceros marca su compromiso a largo plazo con la sostenibilidad.

La campaña se centra en el compromiso de la empresa con la sostenibilidad y cómo está en el centro de sus actividades diarias y su estrategia de crecimiento a largo plazo. La estrategia de comunicación se centra en definir cómo será el futuro de los cruceros y destaca el desempeño ambiental de la flota de la compañía, mostrando las características y comodidades únicas de los barcos. El anuncio de televisión se grabó a bordo del MSC World Europa, el barco más avanzado y respetuoso con el medio ambiente de la compañía, que entró en servicio a finales del año pasado.

Liderando el sector de los cruceros sostenibles

Con más de 300 años de historia marítima, el Grupo MSC, de propiedad familiar, y su división de cruceros, han mantenido durante mucho tiempo una relación especial con nuestro planeta azul, y tienen un compromiso fundamental con la protección y preservación de los océanos y el medio ambiente en general.

«Los cruceros son una de las mejores opciones de vacaciones que se ofrecen a los consumidores hoy en día, pero muchos de nuestros clientes no se dan cuenta de que también tienen importantes aspectos de sostenibilidad. Llevamos mucho tiempo centrándonos en prácticas empresariales sostenibles y responsables con el medio ambiente, y en la protección de los pasajeros, los empleados y las comunidades en las que operamos. La sostenibilidad en MSC Cruceros es fundamental para el ADN de la compañía y la forma en que operamos como empresa», afirma Pierfrancesco Vago, presidente ejecutivo de la División de Cruceros del Grupo MSC.

Plan de acción para la sostenibilidad

Esto se refleja en el Plan de Acción para la Sostenibilidad de MSC Cruceros, que establece seis líneas de trabajo clave en toda la compañía: transición a emisiones netas cero, escrutinio del uso de recursos y residuos, apoyo a las personas, inversión en turismo sostenible, construcción de terminales más ecológicas y compras sostenibles. Las medidas del plan van acompañadas de objetivos cuantificables.

«Llevamos muchos años invirtiendo en soluciones y tecnologías que reduzcan de forma continua y progresiva nuestra huella medioambiental. De 2017 a 2023, invertimos más de ocho mil millones de euros en una flota más moderna y eficiente, con diez nuevos buques, cada uno de ellos progresivamente más avanzado que el anterior desde el punto de vista medioambiental. La nueva campaña de MSC Cruceros es una herramienta vital para explicar a los consumidores y a otros grupos de interés, cómo se articula nuestro compromiso con la sostenibilidad en nuestros barcos y en todo nuestro negocio, y muestra lo central que es en todo lo que hacemos», añade Pierfrancesco Vago.

Los esfuerzos de MSC Cruceros hasta la fecha, han contribuido a una reducción de la intensidad de carbono del 35% desde 2008, lo que la sitúa en una buena posición para cumplir el objetivo de la OMI de reducir la intensidad en un 40% para 2030.

Una ambiciosa hoja de ruta hacia las operaciones netas cero para 2050

MSC Cruceros está firmemente comprometida con la consecución de su objetivo a largo plazo de realizar operaciones de impacto cero antes de 2050, y se encuentra muy avanzada en este viaje. «Ya hemos eliminado prácticamente emisiones como SOx y NOx de nuestras operaciones y ahora nos centramos en reducir las emisiones de carbono con GNL. Es el combustible con menos emisiones de carbono disponible a la escala que necesitamos. Ya tenemos un buque que lo utiliza y dos más en construcción, con el tercero previsto para incorporar nueva tecnología que minimice el deslizamiento de metano y así reducir aún más las emisiones totales de gases de efecto invernadero al utilizar GNL», afirma Linden Coppell, vicepresidenta de sostenibilidad y ESG de la compañía.

«Este es el primer paso de nuestro viaje, que implica la transición al GNL a corto plazo, a las bajas emisiones de carbono a medio plazo y a los combustibles con cero emisiones netas de carbono, incluidos el GNL sintético y biológico y el metanol sintético y biológico, a largo plazo. Como los combustibles bajos en carbono aún no están disponibles en cantidades significativas, estamos ayudando a acelerar su desarrollo y ampliación mediante nuestras inversiones en buques cada vez más avanzados y tecnologías medioambientales relacionadas. Con cada nuevo barco construido, MSC Cruceros introduce y prueba nuevas soluciones técnicas que pueden utilizar estos combustibles, proporcionando así el estímulo necesario a los proveedores de combustible y a los gobiernos responsables de su suministro, demostrándoles que estamos preparados y ávidos de combustibles bajos en carbono y de carbono neto cero», añade Linden Coppell.

MSC World Europa

Entregado en octubre de 2022, MSC World Europa es el primer buque de MSC Cruceros propulsado por GNL. En comparación con los combustibles marinos estándar, el GNL casi elimina las emisiones de partículas contaminantes del aire, incluidos los óxidos de azufre y las partículas finas, reduce en gran medida los óxidos de nitrógeno y ya logra una reducción de CO2 de hasta el 25%. El GNL facilita el camino para la adopción de combustibles con emisiones de carbono bajas y nulas, como el GNL biológico y sintético y, en última instancia, el hidrógeno verde, y permite el desarrollo de tecnologías innovadoras como las pilas de combustible.

Con este buque, la compañía está probando una tecnología de pilas de combustible de óxido sólido que ofrece la posibilidad de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero en comparación con los motores de combustión interna convencionales. MSC Cruceros se propone seguir avanzando con esta tecnología en futuras nuevas construcciones y ampliar el uso de pilas de combustible.

El segundo buque de GNL de MSC Cruceros, MSC Euribia, se entregará en junio de 2023, mientras que el tercero, MSC World America, se está construyendo actualmente y se entregará en 2025.

Progresos constantes en diversas áreas

Mientras se producen estas grandes transiciones, MSC Cruceros está dando pasos importantes para reducir sus necesidades energéticas, incluyendo la digitalización, la optimización de rutas y la introducción de una amplia gama de tecnologías de ahorro energético.

«Estamos optimizando continuamente el uso de la energía a bordo a través de soluciones específicas y altamente innovadoras, incluyendo sistemas de ventilación inteligentes y sistemas avanzados de aire acondicionado, con circuitos de recuperación de energía, que permiten una distribución eficaz del calor y del frío. Nuestros buques recopilan y transmiten miles de conjuntos de datos diferentes a equipos de expertos especializados en tierra. Estos datos se utilizan para comprender mejor el funcionamiento de los buques y optimizar continuamente el uso de la energía y mejorar la eficiencia en todas las áreas de operaciones», afirma Linden Coppell.

Consumos sostenibles

La iluminación de los nuevos buques es de LED de bajo consumo, mientras que los sistemas de calefacción, ventilación y aire acondicionado se autoajustan a las condiciones meteorológicas y al número de pasajeros a bordo. Además, se ha optimizado el rendimiento hidrodinámico mediante el reblandecimiento de las hélices y medidas de reducción de la resistencia aerodinámica. Los cascos de los buques también se recubren con pinturas especiales que frenan el crecimiento de organismos marinos, reduciendo así la resistencia y mejorando la eficiencia energética.

La conexión eléctrica en tierra se ha instalado en todos los barcos nuevos de MSC Cruceros como equipamiento estándar desde 2017 y, junto con las adaptaciones, cubría el 65% de la capacidad total de la flota a finales de 2022. Se irán adaptando más barcos a medida que los puertos de sus itinerarios dispongan de energía en tierra. MSC Cruceros se compromete a utilizar energía en tierra siempre que sea posible.

Reducción de emisiones

En la mayoría de los buques de la flota, están instalados sistemas híbridos de limpieza de gases de escape (EGCS), que reducen las emisiones de óxido de azufre (SOX) en un 98%. En los buques más nuevos se han instalado sistemas de reducción catalítica selectiva (SCRS), que reducen las emisiones de óxido de nitrógeno (NOX) hasta en un 90%. Además, todos los buques propulsados por GNL solucionarán inmediatamente el problema de las emisiones de NOX al mismo nivel que se consigue con el SCR, lo que constituye otra ventaja significativa del GNL frente al combustible marítimo fósil tradicional.

Gestión de residuos

Los responsables del cumplimiento de la normativa medioambiental a bordo dirigen un equipo dedicado a la gestión de residuos, que se encarga de recoger, segregar y almacenar de forma segura los residuos y materiales reciclables, incluidos plásticos, papel y cartón, vidrio, aluminio y otros desechos metálicos. Los materiales desechados a bordo se compactan, separan o incineran, y el material segregado y residual se entrega cuidadosamente a instalaciones portuarias de recepción especializadas para su reciclaje o eliminación. Al colaborar con sus proveedores, MSC Cruceros ha reducido considerablemente los residuos de envases, gracias a un diseño más innovador de los mismos.

Ciclo integral del agua

El ahorro de agua y la independencia hídrica son también áreas clave de interés. Los barcos de MSC Cruceros están equipados con modernas instalaciones de producción de agua. Casi toda el agua utilizada a bordo es de producción propia, con sistemas de ósmosis inversa y/o evaporaciones altamente eficientes, que producen agua dulce limpia a partir del agua de mar. Cada barco tiene capacidad para producir más de 3 millones de litros de agua corriente al día.

Los últimos buques de MSC Cruceros están equipados con avanzados sistemas de tratamiento de aguas residuales, que permiten tratar las aguas residuales a bordo, a un nivel superior al de muchas plantas de tratamiento de aguas residuales en tierra.

La compañía cumple plenamente el Convenio Internacional para el Control y la Gestión del Agua de Lastre y los Sedimentos de los Buques. Los buques están equipados con sistemas de tratamiento del agua de lastre homologados y certificados. Toda el agua de lastre se filtra y se trata con rayos ultravioleta antes de verterla al mar para garantizar que no contiene organismos acuáticos nocivos ni agentes patógenos.

Para más información sobre la campaña «El futuro de los cruceros» y el compromiso de sostenibilidad de MSC Cruceros, haga clic aquí.

Comparte este artículo

Artículos que te podrían interesar