23 febrero 2024

ALDI evitó la emisión de más de 3.296 toneladas de CO2 el pasado año, gracias al uso de energía solar en sus tiendas

Gracias a la energía solar en las tiendas ALDI logra un importante autoconsumo eléctrico

La cadena ALDI evitó en 2022 la emisión de más de 3.296[1] toneladas de CO2 gracias al uso de energía solar en sus tiendas. Durante el año pasado la compañía incorporó más de 19.230 módulos a su red de instalaciones fotovoltaicas, que permitieron cerrar el año con más de 37.430 placas (equivalente a más de 85.640 m2 de superficie). En total, la cadena de supermercados ha ahorrado la emisión de más del doble de CO2 en comparación a 2021, cuando la misma cifra se situaba cerca de las 1.330 toneladas.

Gracias a la energía solar en sus tiendas, la cadena obtuvo un autoconsumo eléctrico de más 13,1 millones de kWh

Las instalaciones fotovoltaicas de ALDI actualmente se encuentran en alrededor de 190 tiendas por todo el país, un 88% más que en 2021, y permiten aprovechar el 97% de la energía generada para el propio consumo del establecimiento y reducir las emisiones de gases de efecto invernadero. Durante 2022, la compañía obtuvo un autoconsumo eléctrico de más 13,1 millones de kWh, lo que supone un relevante incremento de mucho más del doble respecto a 2021, año en que el autoconsumo fue de 5,3 millones.

Mejorar la eficiencia energética con la energía solar

El destacado avance de ALDI con la sostenibilidad también se ve reflejado en otras medidas que la cadena promueve para mejorar su eficiencia energética. La compañía mantiene un fuerte compromiso por un modelo de tienda más respetuosa con el medio ambiente mediante la aplicación de medidas como la instalación de iluminación LED, de energía fotovoltaica en la gran mayoría de las tiendas nuevas, el uso de sistemas de domótica y de CO2 como gas refrigerante, una alternativa más sostenible que otras opciones disponibles en el mercado.

Todas las tiendas cuentan con iluminación LED

Actualmente, todas las tiendas de ALDI cuentan con iluminación LED y más de la mitad, concretamente 210 supermercados, disponen de domótica para mejorar la eficiencia en la climatización e iluminación, así como la supervisión de las instalaciones y aprovechamiento y gestión de la energía en las tiendas. Además, 109 establecimientos utilizan CO2 como gas refrigerante y 140 de ellos han sido dotados con puntos de recarga para coches eléctricos.

Reducción del uso de plástico

La cadena de supermercados también trabaja para seguir avanzando en otros hitos en materia de sostenibilidad, como la reducción del uso de plástico, especialmente el que es de un solo uso. De hecho, en los últimos 3 años, y a través de la eliminación de productos de plástico desechable, el rediseño de los envases o la sustitución del plástico virgen por cartón o plástico reciclado, ALDI también ha ahorrado más de 1.730 toneladas de plástico virgen y espera conseguir que en 2025 todos los envases de marca propia sean reciclables, reutilizables y/o compostables.

[1] Estos valores variarán y se revisarán al alza o la baja según las actualizaciones de las publicaciones de las compañías eléctricas del coeficiente kWh/KgCO2.

 

Comparte este artículo

Artículos que te podrían interesar